I continue #drawing #sketches on my #iPadPro and #procreate. X-23 by myself #ipadproart

via Instagram http://ift.tt/2AfSWXD
Anuncios
I continue #drawing #sketches on my #iPadPro and #procreate. X-23 by myself #ipadproart

iPhone X después de unas semanas de uso – Reseña OBG888

Hacía mucho que no escuchábamos la clásica frase de Steve Jobs :“One more thing” en una conferencia de Apple. Esta frase se ha utilizado siempre para algo que la empresa considera más innovador y espectacular de lo normal durante sus famosas Keynotes. Con ella fue que presentaron el nuevo iPhone X cuyo nombre coincide con el décimo aniversario del dispositivo que cambió todo.

El iPhone X ha representado para mi el salto generacional más grande que ha dado Apple en la historia de este smartphone. El último producto que me había hecho sentir esa fusión de magia y tecnología habían sido los geniales AirPods. Me alegra mucho que ahora esté presente en el aparato que más utilizo en mi vida.

Desde que salió el iPhone 6 Plus había sido usuario de ese tamaño ya que la pantalla grande es mucho mejor para ver videos y tiene una mejor cámara. Sin embargo, el inconveniente era la pérdida de portabilidad al ser físicamente grande respecto a la versión no-Plus. El iPhone X juntó lo mejor de los dos mundos; la pantalla es la misma que un Plus y tiene prácticamente el mismo tamaño de un iPhone 7 (6 o 6s). Lo anterior gracias a que ha perdido el clásico contorno frontal para mostrar frontalmente únicamente pantalla. Genial.

Personalmente estaba en contra de la idea del uso del Face ID en lugar del Touch ID. A lo largo de los años la huella digital se ha ganado toda nuestra confianza y funciona perfecto ¿cómo era posible que se superara? Pues se superó, no hay duda. Face ID funciona como magia; voltea a ver tu teléfono y se desbloquea. Si alguien más lo intenta, no se desbloquea, listo. Es rapidísimo y pese a que yo pensé que iba a ser más lento que con el Touch ID (ya que puedes irlo desbloqueando desde que metes la mano en el bolsillo), Face ID es más rápido. Va aprendiendo tu cara y con el tiempo conoce los ángulos que más utilizas y se vuelve más inteligente.

La ausencia de botón de Home fue algo que pensé que tampoco funcionaría bien. Su existencia significaba la seguridad de una salida; estuvieras donde estuvieras, lo apretabas y regresas a la pantalla de inicio. Retirarlo implicaría naturalmente una curva de aprendizaje y la eliminación de esa sensación de seguridad. Pues funciona perfecto, ni una sola vez he deseado que el botón de Home estuviera de regreso. Basta un suave desplazamiento en la parte inferior en cualquier app y regresamos a la pantalla de inicio. La curva de aprendizaje fue de minutos, no horas o días. No hay molestia por este cambio, al contrario, ahora veo un botón de Home en mi iPad como un mal necesario.

Hay otras cosas interesantes, por ejemplo ya es posible cargarlo de manera inalámbrica. Esto no lo he probado y no me interesa mucho hacerlo. Aunque habría rapidez para poner a cargar la batería sin conectar un cable, tenerlo así impide que pueda ser utilizado. Me siento satisfecho con la duración de la batería, calculo que le dura un 25% más que el iPhone 7 Plus que tenía. Lo anterior no sé al momento si sea porque es más nuevo o por una mejora en la tecnología. En el iPhone X por el momento no es posible ver el % de batería que resta. Yo estaba acostumbrado a tenerlo pero la verdad ahora que ha sido impuesto no verlo, no lo extraño. Si se activa la posibilidad de verlo, quizá lo active pero no me urge.

La definición es impresionante, aquellos que saben de tecnología en pantallas podrán técnicamente explicarlo mejor. Yo simplemente digo que es un verdadero placer ver las fotografías y navegar a través del dispositivo. Los colores se ven muy bien y es imposible ver un pixel. He leído que varios expertos han considerado esta pantalla como la mejor en el mercado, lo veo muy posible porque no me imagino cómo podría verse mejor. Sé que en otros teléfonos los colores brillan más, pero ello no significa precisión en los mismos como lo propone el iPhone X.

Mención aparte el tema de la cámara fotográfica. Reitero mi poco expertise en el tema pero sinceramente nunca había obtenido fotografías tan buenas con un dispositivo móvil. Personalmente he dejado de comprar cámaras fotográficas desde hace algunos años que tendrán tecnología superior pero nunca están presentes en mi bolsillo en todo momento. El iPhone sí y tener la posibilidad no sólo de mejorar la calidad de las fotos sino de editarlas con gran detalle, es muy valorado. El modo “Portrait” en la cámara frontal toma las mejores selfies que he visto, parecen fotos profesionales (aunque como fotógrafo tenga escaso talento).

Tenemos también a los curiosos Animojis que al momento sirven únicamente en iMessage para enviar mensajes de voz (aunque si los bajas como videos, se pueden enviar por WhatsApp o cualquier otro servicio). Utilizando la tecnología de reconocimiento facial se adoptan emojis clásicos (gatito, perrito, unicornio etc) para enviar las gesticulaciones del emisor con su propia voz. Es impresionante la cantidad de gestos que se pueden hacer. Yo pensaba que era un tema de 5 minutos de diversión y se iban a olvidar. No fue así, son muy divertidos y entre mi esposa y yo, no dejamos de enviarlos. Lamento que permitan grabar sólo 10 segundos; quisiera poder hacer con ellos videos de mayor duración.

Existe el cuestionamiento hacia el iPhone X sobre el hecho de que otros smartphones ya tenían muchas de sus nuevas implementaciones y que Apple no está innovando. Es claro que ya existían en otras marcas teléfonos sin marco, que se desbloquean con la cara, con carga inalámbrica etc. Nadie dice que no es así pero realmente no me importa. Para mi la innovación no viene siempre de proponer algo de cero, muchas veces viene de reinventarse o lograr que algo funcione mejor que otros. La historia de Apple siempre ha sido así, son pocos los aparatos que han inventado de cero, su éxito se basa en crear la mejor experiencia con la tecnología qué hay y me parece que el iPhone X va en ese sentido. Personalmente como usuario del producto me siento muy contento con las implementaciones porque funcionan siempre y sin complicaciones.

¿Tiene problemas? Sí, algunos pero creo que no opacan sus virtudes. Primeramente no me gusta que la parte trasera tenga vidrio y aunque visualmente es un placer verlo sin funda, no parece inteligente dejarlo así ya que es muy frágil. Una mala caída y se va a quebrar con alta probabilidad. Más que en otras ocasiones vale la pena hacer la inversión por el Applecare que cubre daños. Por cierto si vas a ponerle funda y no tienen el color que te gusta, no pasa nada, compra otro el color. Con protección, el color no se distingue así que eso ha dejado de importar si vas a ponerle protección (y sugiero enfáticamente hacerlo). Otro punto controvertido es la “cejita” (notch) frontal en la parte superior. No me gusta cómo se ve pero la verdad es que ya ni me doy cuenta que está ahí, no estorba y te acostumbras a ella.

Finalmente el tema más controvertido; el precio. Efectivamente es elevando y poco accesible a la mayoría. Ni modo, no hay mucho qué hacerle. Apple tiene un teléfono premium y lo ha posicionado ahí. Notemos que no se equivocaron porque aún así, hay filas de personas que desean adquirirlo. Recuerden que el precio de un producto en el mercado no va en función de su costo de manufactura, sino de lo que la gente está dispuesta a pagar por él (y otros costos indirectos como mercadotecnia, R&D etc.) Pienso que el iPhone X es un producto de precio elevando pero no necesariamente caro. Caro sería que la experiencia de usarlo no vale lo que cuesta. Y como la experiencia de usar un smartphone no es igualmente importante para todos, para algunos es caro. Un auto de lujo tiene un precio elevado pero no siempre es caro. Si por ejemplo, yo ofreciera un auto de lujo a mitad de precio, sería un muy buen precio pero eso no significa que todo mundo lo puede comprar. Por otro lado habría que valorar que un iPhone no necesariamente es un gasto.

Con algún espíritu financiero y optimista pensemos que después de pagarlo, lo podrías utilizar 2-3 años y después se puede vender. Si restas el importe al que lo vendas a la inversión inicial y lo divides entre los meses que los disfrutaste, es posible que descubras que no es tan alto el precio por tener la mejor experiencia móvil que existe en un dispositivo que usas diario. No estoy diciendo que todos valorarán en ese importe la experiencia de usar un iPhone. Definitivo habrá personas que pese a este razonamiento, no quieran o puedan pagar tal cantidad. En estos tiempos hay muchas opciones dentro de Apple u otras empresas en smartphones para cualquier perfil de consumidor.

El consumidor de iPhone X a diferencia del de otros tiempos es claramente premium y/o entusiastas de la tecnología que pagarían más por la experiencia que propone. Nadie se enoja porque un auto de lujo tenga un precio elevado, simplemente existen marcas que cuestan más por la experiencia que proponen aunque todos tengan 4 ruedas y te puedan llevar al mismo lugar. A los que cuestionan el tema los invito a reflexionarlo así.

¿Recomiendo comprarlo? Mi respuesta es un rotundo “sí”. Estoy disfrutando mucho este iPhone X y no puedo pensar que sea distinto para alguien más (ya sea fan o no de Apple). No le he encontrado defectos sensibles y lo único que puede detenernos es el precio que sin duda es una inversión sensible. Si estás pensando en adquirirlo, dale para adelante si piensas que la experiencia que propone vale lo que cuesta. Las promesas que hace el iPhone X las cumple perfectamente, no debe haber temor por ese aspecto. En caso de que estas implementaciones para ti no valgan pagar más, los iPhones 8 están increíbles también a un precio más bajo con una propuesta más clásica pero con capacidades muy similares al iPhone X.

___________
Contacto:
@OBG888

iPhone X después de unas semanas de uso – Reseña OBG888

Justice League – Reseña OBG888

Rating: ★★★★/5

La antecesora de esta película ha sido para mi una de las peores decepciones en el mundo cinematográfico de los superhéroes. Batman Vs Superman Dawn of Justice fue un desastre ya que fue aburrida sin acción y con un guión para ejemplificar lo que es hacer mal las cosas.

Justice League es la secuela de esa terrible desgracia y se plantea el reto mejorar las cosas para el universo cinematográfico de DC. Para mi, por fin entendieron qué tenían que hacer cuando tienes a héroes emblemáticos ante su expectante público. Queremos verlos en acción usando sus poderes, interactuando y no perdiendo el tiempo en lloriqueos para tener únicamente una forzada pelea al final. Todas las caracterizaciones y personajes logran una buena sincronía. Gal Gadot no me permite pensar en una mejor elección para el papel de Diana. Ben Affleck genera sus dudas pero funciona, más como Bruce Wayne que como Batman. Los siguientes personajes también funcionan Ezra Miller conecta con el carismático Flash, Ray Fisher como Cyborg hace una actuación magnifica y Jason Momoa como Aquaman me ha gustado mucho.

Desde que empieza la película hay acción y no para. No es tan larga como antecesoras pero me encantó el ritmo y la manera en que lograron meter tanto en el tiempo que tenían. La manera de hacerlo fue sencilla, no se complicaron las cosas. Básicamente hay una amenaza con un villano muy poderoso y Batman se da a la tarea de unir a un equipo para hacerle frente. No hay complicaciones, dramas innecesarios y mucho menos coincidencias en el nombre de las mamás.

Reseñas habrá muchas y de gente muy profesional. Yo simplemente soy un espectador que no busca analizar, se quiere divertir. Justice League lo logró conmigo. ¿Los aciertos? Efectos especiales, buenas secuencias de acción, disfrutar de las habilidades de los integrantes y algo de buen humor. Felizmente no copian la fórmula de Marvel pero tampoco la suya, dejaron atrás la oscuridad y se enfocaron en entretener. La pasé muy bien mientras la veía. Obviamente la película tiene que cargar con los errores del pasado pero creo que ponen un “curita” en las heridas que habían generado y que con Wonder Woman comenzaron a sanar.

Creo que para poder disfrutarla hay que bajar un poco la guardia y decidir que la vas a pasar bien. Si deseas encontrarle problemas, diferencia con el cómic, errores etc, los vas a encontrar sin duda. Sin embargo, creo que han mejorado y puedes disfrutarla mucho si así lo deseas. Como nostálgico ochentero me cuesta un poco de trabajo la evolución y comparación con los trabajos anteriores que yo adoro, pero intento adaptarme y ello me ayuda a pasarla bien. Justice League no es cine de arte, no va a ganar Óscares pero definitivamente se puede disfrutar. Los efectos visuales y el CGI están a la orden del día, incluso habrá quien sienta que hubo un abuso de los mismos. Sin embargo no pasa nada, me gusta que hayan estado presentes y creo que se han explotado adecuadamente.

Tenía mucha inquietud por el Flash de Ezra Miller, sinceramente el actor me parece algo exagerado pero la realidad es que lo hizo muy bien. Es un Flash inexperto y así se muestra. Buen uso de su carisma para la introducción del personaje. Pienso que esta película se ayuda del carisma que viene incluido con Gal Gadot que nos ha ganado a todos en Wonder Woman y Jason Momoa con una propuesta de Aquaman mucho mejor de lo que es realmente en los cómics. Por cierto una de las mejores escenas humorísticas sucede entre ambos con el lazo de la verdad.

¿Qué no me gustó? Bueno, sí existieron cosas que debieron mejorar. El villano, Steppenwolf se ve muy computarizado y pese a una gran introducción en una excelente secuencia en Themyscira, no alcanza a verse como una amenaza seria. También pienso que la película se siente un poco apresurada, me hubiera gustado ver más. Aunque el ritmo fue bueno, el estudio les limitó el tiempo y aunque introducciones de los nuevos personajes son funcionales, podrían haberse explotado un poquito más. Felizmente esto no afecta que que el público tiene antecedentes de todos los personajes que hacen su primera aparición aquí.

Veo que los críticos “especializados” le han dado duro. Inclusive al momento de escribir esto, Rotten Tomatoes lo tiene con 39/100 de calificación. Lo veo injusto y lo contrasto con la nota que tiene con la audiencia 85/100. Me voy más con la audiencia. Si una película busca entretener y lo logra, para mi ha cumplido su cometido. Lo siento más como una consecuencia que sus antecesoras han causado. Motivan a pedirle más méritos de lo que es posible.

Hay un par de escenas post-créditos. No se las pierdan, una es muy divertida y la otra importante para lo que viene en el futuro para DC.

¿Recomiendo verla? Obvio sí. Si le dan chance la van a pasar muy bien. Hay que ubicar que son películas inspiradas en cómics pero no son cómics. Su ritmo y configuración no puede ser igual. Justice League al final resulta una película entretenida que creo que suma en lugar de restar al universo cinematográfico de DC. Vayan a verla y pásenla bien… si quieren.

Spoilers

*A continuación doy mi opinión sobre lo qué pasa en la película, es decir, tiene spoilers. No leas más adelante si no deseas enterarte*

Me gustaron mucho las introducciones de los personajes, me daba mucha flojera echarme todo el rollo del inicio Flash y todo el show traumático de Víctor. Se manejaron ambos con buen ritmo y aunque podría haber interés en conocerlo más, para mi fue suficiente, conozco las historias de sobra. En el caso de Aquaman ciertamente me hubiera gustado entender un poco más su contexto. No se explica nada sobre él e incluso no se entiende su relación con Atlantis (¿ya había ido antes?)

De todas las incursiones del nuevo Superman, ésta es la más atinada. Me gustó la manera en que se integró en el momento crítico con una emblemática frase, hace desplante de su poder y nobleza al preferir siempre salvar civiles sobre la misión. Caray, ése es el Superman correcto. Incluso su traje es más brillante como debe de ser. Dentro de las muchas maneras en que se pudo construir su regreso de la muerte, la que eligieron ha sido la menos mala. Su secuencia de pelea con los miembros de Justice League me parece excelente, me encantó el ritmo y el desplante de poder de Superman. Maravilloso el uso de la desafortunada frase de Batman en la película antecesora “Do you bleed?”

Las escenas post-créditos me gustaron. Genial la elección de hacer la clásica secuencia de Flash vs. Superman en la carrera de velocidad, por cierto gana Flash normalmente en los cómics. Me quedé un poco inquieto porque veo demasiados cabos sueltos con la clara propuesta de formar la Legión del mal y también haber mencionado a Darkseid ¿por dónde se van a ir a continuación? Ambas serían tramas que bien manejadas serán muy interesadas de verlas. Será genial ver una nueva versión de Justice League ya con Shazam y Green Lantern cuyas películas ya están confirmadas. Yo espero que no tarden mucho, porque particularmente Gal Gadot y Ben Affleck (si es que se queda), pueden ya estar algo grandes para dar continuidad a sus personajes en los próximos años.

___________
Contacto:
@OBG888

Justice League – Reseña OBG888